Fundación Williams

Historia: Salud

Instalación y Financiamiento del Centro de Citología “Fundación Williams”

Este centro se instaló en 1956 en el Sanatorio de la Pequeña Compañía de María (actual Mater Dei), bajo la dirección del Dr. Guillermo Terzano (becario de la fundación). Fue el primer centro de cito-diagnóstico del cáncer a través del método del Dr. Papanicolaou que de manera sistemática comenzó a funcionar en la Argentina. En menos de 5 años llegó a atender más de 300 casos por mes y desempeñó una importante tarea de difusión para que el examen citológico formara parte de la rutina de análisis clínicos. El centro de citología dirigido por el Dr. Terzano proporcionó también formación especializada a médicos y estudiantes y, a partir de la experiencia acumulada, nuevos centros similares comenzaron a funcionar en el resto del país. La fundación cubrió los gastos de instalación y los honorarios mensuales del personal (un médico citológico, un ayudante, una ayudante técnica, una secretaria, y una enfermera). Las ayudas mensuales se mantuvieron hasta que el centro pudo funcionar con sus propios recursos.

Otros aportes significativos en esta área fueron:

  • Ayudas de traslado para médicos de diversas especialidades que recibieron capacitación en instituciones médicas de los Estados Unidos.
  • Ayudas especiales para que médicos argentinos participen en congresos internacionales de su especialidad realizados en los Estados Unidos y otros países.
  • Donación de equipamiento y elementos de laboratorio al Instituto del Quemado.
  • Apoyo financiero al Sanatorio de la Pequeña Compañía de María (actual Mater Dei) para la construcción de un nuevo edificio.
  • En 1954 se donó un proyector de películas y diapositivas a la Asociación Médica Argentina.
  • En 1956, durante la epidemia de poliomielitis que afectó al país, la fundación dispuso las siguientes acciones:
    1) Importante contribución en dinero a la Asociación para la Lucha contra la Parálisis Infantil.
    2) Ayuda económica al Dr. Felipe de Elizalde para su estadía en los Estados Unidos, donde viajó en misión honoraria comisionado por el Ministerio de Salud Pública para estudiar la aplicación de la vacuna Salk en la Argentina.
    3) Donación de toallas, un congelador con transformador, y un aparato centrífugo para trabajos asépticos al Hospital Muñiz.
    4) Donación de una importante cantidad de gamma globulina al sistema público de salud para utilizar en vacunas preventivas.
  • Donación de la instalación de un sistema de calefacción central a la Asociación para la Rehabilitación del Niño Lisiado.
  • Subsidio especial para la construcción de un consultorio en la maternidad “Pedro A. Pardo”.
  • Donaciones periódicas a Fundaleu, Casa Cuna, Patronato de la Infancia, Cruz Roja, Hospital Santa Lucía, Asociación Médica Argentina, Patronato de Leprosos, Liga Argentina de Lucha contra el Cáncer, Asociación Pro Ayuda al Niño Espástico, Instituto Nacional de Rehabilitación del Lisiado, Asistencia Social al Cardíaco (luego Cordic), Liga Argentina contra la Tuberculosis, Instituto Pedagógico de la Sordera, y Asociación Pro Defensa del Diabético, Fundación de la Hemofilia, Confederación Argentina de Sordos, Liga Argentina de Protección al Diabético, entre otras.
  • Donación de un congelador y una centrifugadora al Hospital Muñiz en 1956.
  • Donación de equipos de laboratorio en 1961, y de mobiliario y medicamentos en 1965 a la Sala XVII del Hospital Muñiz.
  • Donación de un rehabilitador fotométrico Eppendorf a la Clínica Stapler (hoy Clínica del Sol).
  • Donación de equipamiento de laboratorio al Instituto del Quemado.
  • Donación de 2 equipos Magnetizer para laboratorio cardiovascular en el IADT.
  • Donación de un laboratorio de toxicoplasmosis (equipos, muebles y medicamentos) al Hospital Muñiz.
  • Entre 1970 y 1980 se financiaron 13 pasajes y estadías para asistir a congresos nacionales e internacionales de medicina.
  • Entre 1970 y 2005 se donó un promedio de 5 ayudas especiales por año para tratamiento de enfermedades.